Volviendo al estudio, sin dejar el trabajo

Estudiando Aun que no siempre la gata me deja.
Estudiando Aun que no siempre la gata me deja.

Hola a todos/as

Esta semana empieza otra vez el semestre de la universidad. Como ya sabéis estoy estudiando porque al mirar el camino hacia el futuro vi que me hacia falta formación, por eso sin importarme: la edad, los conocimientos previos ni el tiempo me apunte a la universidad a distancia! Todos me decían, estas loca…si ya tienes trabajo…le tendrás que dedicar mucho tiempo…¿quieres decir que ahora te vas a poner a estudiar?…Es imposible que lo consigas… ¿a distancia?

Bueno pues a todo ese montón de pesimistas que no podían ver en mi futuro un cambio radical, les comunico que este semestre me matriculo de mis ultimas asignaturas.

¿Que quiero explicaros hoy?. Bueno a veces tenemos una idea, y no recibe apoyo externo, y ademas es verdad que es algo complicado, largo, difícil, ¿pero que mas da?

No soy muy buena estudiante, mientras mis compañeras sacan muy buenas notas yo voy aprobando, me da igual, mi objetivo no es ser la mejor de la universidad, mi objetivo es acabar y aprender, conseguirlo, porque es muy importante tener un objetivo.

Os explico en que circunstancias quise volver a estudiar: yo estaba trabajando de lo mio, técnico de laboratorio, pero no me llenaba, estaba aburrida, cada día llegaba al trabajo resoplando, me daba palo hacer todo lo que tenia que hacer, solo quería que fueran las 5h para salir corriendo, y luego en casa, por la noche…solo pensaba “mañana no quiero ir a trabajar” (por cierto en  el trabajo no había ningún tipo de presión o mal rollo, tenia unos magníficos compañeros y un muy buen jefe)  el caso es que me sentía vacía.

¿Que estoy haciendo con mi vida?. Y entonces lo vi, hace falta un objetivo. Mi objetivo a largo plazo es la universidad, la haría a distancia a pesar de todo lo que me dijeran los demás.  En los 7 años que llevo recorriendo este camino universitario, la carrera (así se llamaban antes los estudios) ha sido un lugar en el que refugiarse.

El argumento era “no me gusta lo que hago pero no pasa nada porque estoy trabajando para cambiarlo” y con eso ya es suficiente para seguir adelante y ser feliz. Porque si estas trabajando en un objetivo que te motiva, ya es casi como estar siempre motivado.

Por lo tanto hoy con esta tierna historia, me gustaría que si estas como estaba yo, aburrido del trabajo, aburrido de la vida, aburrido de todo, busques un objetivo. Leí hace un tiempo en un articulo que para ser feliz planearas un viaje, aun que no fueras a ir, porque el solo hecho de estar planteándolo te mantiene ocupado en algo satisfactorio y eso ayuda a ser feliz. Pues esto es lo mismo, planea algo en tu futuro. Y si quieres cuéntamelo, que me encantaría!

 

 

Recuerda que tenemos una lista de correo, que mando un correo cada lunes con todos los posts de la semana para que no te pierdas nada! y ademas una pagina en facebook, si es que estoy que me salgo!!!

deja aquí tu correo [mc4wp_form]

O al facebook por aquí

 

 

Sharing is caring!

2 opiniones en “Volviendo al estudio, sin dejar el trabajo”

  1. “Lo mejor para la tristeza –contestó Merlín, empezando a soplar y resoplar– es aprender algo. Es lo único que no falla nunca. Puedes envejecer y sentir toda tu anatomía temblorosa; puedes permanecer durante horas por la noche escuchando el desorden de tus venas; puedes echar de menos a tu único amor; puedes ver al mundo a tu alrededor devastado por locos perversos; o saber que tu honor es pisoteado por las cloacas de inteligencias inferiores. Entonces sólo hay una cosa posible: aprender. Aprender por qué se mueve el mundo y lo que hace que se mueva. Es lo único que la inteligencia no puede agotar, ni alienar, que nunca la tortura, que nunca le inspirará miedo ni desconfianza y que nunca soñará con lamentar, de la que nunca se arrepentirá.

    Aprender es lo que te conviene.

    Mira la cantidad de cosas que puedes aprender: la ciencia pura, la única pureza que existe. Entonces puedes aprender astronomía en el espacio de una vida, historia natural en tres, literatura en seis.

    Y entonces después de haber agotado un millón de vidas en biología y medicina y teología y geografía e historia y economía, pues, entonces puedes empezar a hacer una rueda de carreta con la madera apropiada, o pasar cincuenta años aprendiendo a empezar a vencer a tu contrincante en esgrima. Y después de eso, puedes empezar de nuevo con las matemáticas hasta que sea tiempo de aprender a arar la tierra.”

    Terence White, The Once and Future King, Putnam’s Sons, Nueva York.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *